Páginas

sábado, 1 de diciembre de 2012

San Blas

Hola a todos, después de un viaje largo y cansado llegamos sanos y salvos al Alea que nos esperaba fiel y tranquilo Todo en orden, un poco húmedo por la falta de ventilación y un poco suciete, pero el motor arrancó a la primera, en las sentinas ni una gota de agua... todo perfecto! Aquí nos esperaban el Duende y el Cibeles y con tantas manos en un par de días las velas volvían a estar en su sitio y nosotros con ganas de descansar y habituarnos de nuevo al meneito del barco Pero nos salió la oportunidad de venir a San Blas con una pareja de Colorado y ¿quién le dice que no a San Blas? así que nos vinimos casi sin pensar y aquí estamos, como siempre: fatal la conexión a internet pero en un entorno que te hace olvidar todo lo demás. De nuevo buscando la mejor palmera, de nuevo buscando el mejor rincón para el snorkel un abrazo y seguimos informando!